Foto: Luis Velasco

Victoria sufrida para el Gijón Basket en un partido poco brillante (66-65)

9 febrero 2021

Si un equipo quiere estar en la zona alta de una competición tiene que saber ganar incluso cuando no juega bien, bajar al barro y salir victorioso del combate en el lodo. Eso precisamente fue lo que hizo el Gijón Basket en la tarde del domingo al derrotar por la mínima al Estudiantes Lugo Leyma Natura (66-65).

La victoria permite a los rojiblancos mantener la segunda posición en la tabla, además de lograrla tras las graves lesiones de José Antonio López y Michu González. El técnico gijonés, Fran Sánchez, puso un quinteto diferente con la novedad de Alfonso Del Busto unida a la presencia de Oyelowo (sumando centímetros) además de Noval, Arias y Charly Suárez.

Los rojiblancos mandaron en el arranque del partido gracias a los puntos de Fernando Noval (14-4), pero los lucenses equilibraron la balanza una vez que ajustaron sus piezas en ambos lados de la cancha (16-15).

Con Njie y Thiaw en la pista se cerró el camino del aro para el Gijón Basket. La inoperancia ofensiva de los locales daba paso a un Estudiantes que se ponía 9 puntos arriba (16-25). El partido no era brillante ni mucho menos, con muy poca producción por parte de ambos equipos, que llegaron al intermedio muy igualados (31-32).

En el tercer cuarto Charly Suárez se echó el equipo a las espaldas, aprovechando a la perfección el poder disponer de más bolas en ataque tras las bajas de sus compañeros. Luego fue Iago Fernández el que se sumó a la fiesta. Un triple de Sergio Arias puso al Gijón Basket 9 puntos arriba (55-46).

El encuentro era un correcalles por momentos, con los de casa abusando del tiro de 3 puntos, numerosas pérdidas y errores por unos y otros, destacando la horripilante serie de tiros libres del visitante Hermida, que terminaría con un 0/8 desde la personal.

Cuando todo parecía bien encarrilado para el Gijón Basket, en un visto y no visto el Estudiantes se puso a tiro de los rojiblancos tras la aparición de su estrella Mateo Sánchez y el base Corral (55-52).

Las alarmas se encendieron tras un triple de Gómez y un triple de Mateo Sánchez, el marcador se ponía 61-61 con 3:10 por jugar. Al igual que en la pista del Xiria, surgieron las figuras de los bases con un triple de Iago Fernández y una canasta de Sergio Arias, todo un colchón para el Gijón Basket (66-61). Njie anotó una canasta y Corral dos tiros libres (65-64). Todavía quedaba más de un minuto por jugar, pero ni unos ni otros sumaron más puntos, quedándose la victoria en el saco del Gijón Basket.

Charly Suárez (21 puntos y 4/11 en triples), Fernando Noval (13 tantos y 7 rebotes) e Iago Fernández (12 puntos y 4/11 en triples) fueron los principales argumentos ofensivos de un GB2015 que lanzó 41 triples por tan solo 19 veces de 2 puntos.

En el cuadro lucense hay que reseñar los números de Mateo Sánchez (20 puntos, 5 rebotes y 4/9 en triples), Alejandro Hermida (11+5), Aarón Gómez (10+5) y Modou Thiaw (9+12).

Fran Gayo
Fran GayoRedactor
Deporte pasión, contartelo más.