Foto: Carlos Grana

El Círculo vuelve a sonreír (74-69)

Baloncesto

03 Diciembre 2020

Casi once meses después el Círculo Gijón volvió a ganar en casa. Un triunfo que significó el primero de la temporada y tod un alivio para los geométricos. Arturo Seara, con 19 puntos y 4/6 en triples, lideró al cuadro negrillo.

Un brillante Círculo se sobrepuso a sus numerosas bajas para superar a uno de los equipos destinados a pelear por cotas altas de la Conferencia Oeste, el CB Marbella. Pese a las ausencias de Robert Swift, Alejandro Rodríguez y Jaime Llano, el cuadro local desempeñó una sólida actuación haciéndose merecedor del triunfo, el primero de esta campaña, muy necesario visto cómo iba el inicio de la competición para el equipo geométrico.

Desde el pasado 11 de enero que no ganaba en casa el Círculo, aquel día derrotó al Basket Navarra por un apretado 79-76. El domingo también tuvo que sudar de lo lindo por sumar la victoria, algo habitual en una LEB Plata competitiva como siempre.

Seara, Marín, Newby, Lucas y Portález formaron en el cinco inicial de Nacho Galán, que tuvo que hace encaje de bolillos para tener siempre un quinteto competitivo en pista con tan pocos mimbres. Fue algo así como el milagro de la multiplicación de los panes y los peces… y también de los triples, porque si el Gijón Basket 2015 anotó 19 triples el sábado, el Círculo no se quedó atrás, firmando un 14/25 en la tarde-noche dominical. Sin duda, un fin de semana realmente prolífico para los equipos gijoneses desde el 6,75.

Un parcial de 0-8 demostró el poderío de los marbellíes, que ganaban 4-8 en el inicio del duelo. Pero la respuesta geométrica fue óptima con un parcial de 13-0 hasta el final del primer cuarto, gracias a la inspiración de Newby y sus compañeros desde esa línea mágica de los 3 puntos (17-8).

En el segundo cuarto continuaron las buenas sensaciones para un Círculo en el que Alo Marín sobresalía por su capacidad anotadora. La defensa de los gijoneses ahogaba a un Marbella que veía el aro como el hoyo de un campo de golf. Al descanso 35-22 para los locales.

La temida reacción de los andaluces llegó después del intermedio con el danés Knudsen, objetivo geométrico los dos pasados veranos, como protagonista de la misma (38-35). El propio Knudsen empataba a 43 con un tiro libre, pero Portález replicaba con un triple. El bocinazo con el que se cerraba el tercer acto dejaba por delante una batalla por la victoria (47-45).

Knudsen seguía haciendo de las suyas, demostrando su calidad para empresas superiores. En ese momento de verdadero apuro surgió la figura de Arturo Seara, que sería el factor decisivo del partido. El base pucelano afinó su mirilla y clavó 19 puntos y 4 triples, todos en este periodo, determinantes para que el Círculo tomase aire ante la presión ejercida en la pista por el Marbella.

Un triple de Marín, otro de Seara y una canasta del propio Seara sirvieron para ir manteniendo un colchón de puntos ideal para aguantar las últimas acometidas visitantes. Newby y Seara, desde la línea de personal, se encargaron de finiquitar el encuentro.

Arturo Seara firmó una hoja de servicios formidable, con sus 19 puntos y 4/6 en triples, mientras que Alo Marín (17 tantos y 5 rebotes), Jabs Newby (16 puntos, 3 asistencias y 4/7 en triples) y Ángel Moro (8 unidades) también sobresalieron en la causa vencedora.

Por el CB Marbella, los más atinados fueron David Knudsen (16 puntos y 5 rebotes), Adrián Fuentes (14 puntos) y Devin Wright (12 tantos y 8 capturas). El 4/21 en triples firmado por los azules fue una rémora letal para sus aspiraciones de victoria.

Fran Gayo
Fran GayoRedactor
Deporte pasión, contartelo más.
Carlos Alvarez
Carlos AlvarezFotógrafo
Fotógrafo con mucha solera, seguramente habrás visto alguna de sus instantáneas.

Audio

Imagenes